El PGA Tour concluirá su complicada temporada 2021-22 el domingo cuando corone a un campeón de la Copa FedEx y pague un récord de 75 millones de dólares en bonos, 18 millones de los cuales se destinan al ganador. Pero para el comisionado de la gira Jay Monahan y su equipo, la celebración puede no durar mucho.

«LIV anunciará siete nuevos firmantes», aseguró Alan Shipnuck de The Fire Pit Collective, un veterano escritor de golf que recientemente escribió una biografía de Phil Mickelson. Los posibles sospechosos para saltar a LIV son Cameron Smith, Hideki Matsuyama, Harold Varner III, Marc Leishman, Cameron Tringale, Jason Day, Anirban Lahiri, Si Woo Kim y Jhonattan Vegas, Joaquin Niemann, Mito Pereira y Cameron Young.

FORBES basó esta lista en diferentes factores: descartó a los miembros de la gira que asistieron a la reunión exclusiva para jugadores de la semana pasada convocada por la PGA Tiger Woods y Rory McIlroy para responder a la amenaza planteada por LIV; comparó a los 100 mejores jugadores, según las clasificaciones oficiales mundiales de golf, con los golfistas que ya saltaron a LIV y que aparecerán en el Tour Championship de este fin de semana en el East Lake Golf Club de Atlanta; y tomó en cuenta las opiniones de varios expertos de la industria.

El PGA Tour ha vetado a los jugadores que se han ido oficialmente a LIV. Un grupo de jugadores liderados por Mickelson está tratando este asunto en un tribunal antimonopolio en Estados Unidos.

Algunos de los golfistas preseleccionados están lejos de ser nombres conocidos en la industria, pero fichar a una superestrella como Smith o Matsuyama podría cambiar las reglas del juego para LIV, que hasta la fecha ha atraído a diez de los 50 mejores golfistas del mundo. Con ingresos limitados, LIV apuesta fuertemente por el poder de las estrellas para conseguir lo que lo podría convertir en un negocio sostenible: un acuerdo de transmisión televisiva en Estados Unidos.

Su estrategia es juntar a golfistas de un mismo país para competir juntos en equipos. Smith, un australiano que es el golfista número 2 del mundo, ganó el Abierto Británico en julio y ya tiene un acuerdo de 100 millones para unirse a la nueva gira, según The Telegraph. Por su parte, Matsuyama se convirtió en un héroe popular en su Japón natal después de ganar el Masters en 2021, una victoria que los expertos especularon que podría garantizarle un patrocinio de nueve cifras. Se rumorea que el precio que LIV pagará por Matsuyama ronda los 400 millones de dólares.

“América Latina y países como Corea del Sur y Japón son impulsores comerciales en cuanto a transmisiones y patrocinios”, explicó a FORBES Will Staeger, el director de medios de LIV Golf. 

El gasto no ha sido un problema para LIV, que está respaldado por el fondo de riqueza de 620 mil millones de Arabia Saudita. Según los informes, Mickelson, Dustin Johnson, Bryson DeChambeau y Brooks Koepka recibieron garantías superiores a los 100 millones, y se cree que la mitad se pagó por adelantado. En total, FORBES estima que LIV Golf ya ha aumentado las ganancias de los diez golfistas mejor pagados del mundo. Los 138 millones de dólares de Mickelson (antes de impuestos y honorarios de agentes) en los últimos 12 meses lo habrían convertido en el atleta mejor pagado del mundo en la lista anual de FORBES, por delante de la leyenda del fútbol Lionel Messi con 130 millones de dólares.

El PGA Tour se ha visto obligado a responder. Los cambios incluyen duplicar el Programa Player Impact a 20 jugadores, invertir 100 millones, asignar 500.000 en ganancias garantizadas para miembros totalmente exentos y ofrecer 12 eventos que tienen premios promedio de 20 millones para la temporada regular de la Copa FedEx 2023. Woods y McIlroy también dieron a conocer esta semana la Tech-Infused Golf League, un socio del PGA Tour, y debutará en 2024, enfrentando a equipos de tres en campos virtuales dentro de los estadios.

Independientemente de los cambios, la calidad del campo del PGA Tour ya ha recibido un duro golpe. Y esto podría ser solo el comienzo. LIV aseguró a FORBES que tiene la intención de tener 48 golfistas fichados para la temporada 2023.