Netflix Servicios de Transmisión España, filial española de la compañía estadounidense, multiplicó por 17 sus ingresos en 2021, hasta los 579,3 millones de euros, al comenzar a facturar sus clientes en el país.

Este cambio de modelo también se tradujo en que el beneficio neto se dispare un 468%, hasta los 8,69 millones de euros, según las cuentas depositadas en el Registro Mercantil a las que ha tenido acceso Europa Press a través de Infoempresa.

La compañía pagó 2,7 millones de euros en impuesto de sociedades, un 1,7% más. No obstante, la firma mantiene cuentas pendientes con la Administración Pública por 10,8 millones de euros, la mayoría correspondiente al IVA, debido a su cambio de actividad.

La sociedad terminó el ejercicio pasado con 57,9 millones de euros en caja y destinará su beneficio a fortalecer su capital. Así, la firma comenzó 2022 con una plantilla formada por 44 empleados, seis más que en el año anterior.

Por otro lado, Los Gatos Entretenimiento España, la principal productora de Netflix en el país, aumentó un 50% su facturación hasta los 17,7 millones de euros. La productora prácticamente duplicó su beneficio neto respecto a 2020, con casi 1,3 millones de euros netos y aumentado hasta 50 su número de empleados, con unos gastos de personal que superaron los 12 millones de euros, un 58,7% más.

La firma abonó 675.447 euros en concepto de impuesto sobre los beneficios durante el pasado ejercicio, lo que supone un incremento de su factura fiscal del 13,9% en la comparativa con el año anterior.