Nuevo campus de edificios inteligentes de Microsoft en Herzliya (Israel). (Foto: Microsoft)

Microsoft ha logrado un beneficio neto récord de 72.738 millones de dólares (71.527 millones de euros) al cierre de su año fiscal, que concluyó el pasado mes de junio, lo que supone un incremento del 18,7% en comparación con las ganancias contabilizadas el ejercicio anterior, a pesar del lastre del tipo de cambio del dólar en el último trimestre.

Los ingresos del gigante de Redmond en el conjunto del año fiscal también alcanzaron un récord de 198.270 millones de dólares (194.969 millones de euros), un 17,5% más que un año antes, incluyendo un crecimiento del 17,5% en el área de productividad, que incluye las ventas de Office y LinkedIn, hasta 63.364 millones de dólares (62.309 millones de euros).

En el caso del negocio en la nube de Microsoft, la facturación anual aumentó un 25,2%, hasta 75.251 millones de dólares (73.998 millones de euros), mientras que la división de computación personal, que incluye Windows, Bing o la consola Xbox, aumentó sus ventas un 10,3%, hasta 59.655 millones de dólares (58.662 millones de euros).

Entre abril y junio, cuarto trimestre de su ejercicio fiscal, Microsoft obtuvo un beneficio neto de 16.740 millones de dólares (16.461 millones de euros), lo que implica una mejora de apenas el 1,7% respecto de su resultado en el mismo periodo de 2021, mientras que su facturación aumentó un 12,4%, hasta 51.865 millones de dólares (51.001 millones de euros), incumpliendo en ambos casos sus últimas previsiones.

A principios del pasado mes de junio, Microsoft había revisado a la baja sus previsiones de ingresos y beneficios para su último trimestre fiscal como consecuencia del impacto adverso del tipo de cambio anticipando un beneficio neto trimestral de entre 16.850 y 17.430 millones de dólares (16.569 y 17.140 millones de euros), mientras que esperaba facturar entre 51.940 y 52.740 millones de dólares (51.075 y 51.862 millones de euros).

De cara al ejercicio 2023, la directora financiera de Microsoft, Amy Hood, indicó que la multinacional confía en alcanzar un crecimiento de ingresos y del beneficio operativo «de dos dígitos tanto en moneda constante como en dólares estadounidenses».

Asimismo, la directora financiera de Microsoft anticipó que los márgenes operativos en dólares estadounidenses serán prácticamente planos, debido al efecto del viento en contra relacionado con el tipo de cambio.