A menudo me preguntan cómo será la tecnología que viene, aquello que no podemos imaginarnos todavía. Yo siempre acostumbro a responder que gran parte de lo que viene ya está ocurriendo, y que si no nos preparamos para aprovechar las oportunidades que nos rodean, de poco sirve analizar qué vendrá mañana porque no formaremos parte de ello.

Vivimos en un momento importante que nos puede permitir definir el futuro de nuestro país. Delinear un proyecto que nos haga estar a la altura de lo que demanda el progreso y que nos permita, como sociedad, estar más preparados para los retos, tener más oportunidades y alcanzar un mejor estado de bienestar.

Los fondos que están llegando de Europa son una clara oportunidad para mejorar la posición competitiva que tenemos y hay tres áreas que debemos priorizar: impulsar la adopción digital de las pymes y micropymes, formar a los trabajadores en competencias digitales y utilizar la tecnología para tener un futuro más sostenible.

Necesitamos acelerar y normalizar la adopción de soluciones en la nube, así como el uso del big data y la inteligencia artificial para generar innovación y eficiencias en el ecosistema empresarial a escala. Y todo esto asegurando que nuestras empresas se blindan contra el riesgo creciente que suponen las ciberamenazas, apostando por una ciberseguridad adecuada y a su medida.

Sin embargo, nos encontramos con que en nuestro país sólo el 24% de las pymes españolas utiliza servicios en la nube y en torno a un 6% la inteligencia artificial. Porcentajes insuficientes, ya que ambos son clave para cambiar el paradigma de cómo se desarrollan los negocios. Si, además, centramos la atención en la ciberseguridad, el 58% de las pymes no dispone de los protocolos necesarios, cuando un ciberataque puede suponerles unas pérdidas de entre 2.000 y 50.000 euros.

Junto a la necesidad de impulsar la transformación digital de las compañías debemos abordar la de la preparación de las personas que tienen que hacer frente a los retos laborales. La pandemia ha supuesto una aceleración en cuanto al aumento de las competencias digitales de los españoles, acercándose a la media de la Unión Europea. Sin embargo, siguen faltando profesionales en áreas como ciberseguridad, IA, programación, UX (user experience) y, además, una mayor diversidad. Sólo el 30% de los puestos dentro del sector TIC están cubiertos por mujeres.

Es un momento importante para abrir un espacio de diálogo y de reflexión sobre cómo fortalecer nuestro sistema educativo al completo, impulsar la Formación Profesional, revisar los grados y postgrados para incorporar asignaturas técnicas en todas las especialidades y, por supuesto, desarrollar una formación continua en las empresas.

Finalmente, hablar de futuro es hablar de cómo vamos a proteger el planeta en el que vivimos. Los próximos cinco años determinarán si el mundo logra emprender el camino para contener el calentamiento global un grado y medio más. En Google comenzamos a descarbonizar nuestro suministro de energía hace 20 años, nuestro objetivo es completarlo para 2030.

Estamos trabajando con ciudades de todo el mundo (más de 34 en Europa) a través de nuestro Environmental Insights Explorer para medir las fuentes de emisión, trazar un mapa del potencial de la energía solar e identificar estrategias para reducir las emisiones o mejorar la calidad del aire.

Con distintos socios estamos creando además herramientas gratuitas que pueden ayudar a las ciudades y a los proveedores públicos a trazar caminos viables y opciones de políticas hacia la descarbonización.

A través de Google Cloud ayudamos a nuestros clientes a reducir sus emisiones y a través de nuestros productos, estamos trabajando para que 1.000 millones de personas (para 2022) puedan tomar medidas para reducir su huella medioambiental también.

Creemos que la tecnología es clave en la toma de mejores decisiones a la hora de trazar planes sostenibles y que, sin duda, puede ayudar a los gobiernos, empresas e individuos a tomar decisiones más responsables con el medio ambiente.

Google

  • Creada en 1996 por Larry page y Sergey Brin, Google es en la actualidad una de las mayores empresas del mundo con sede en mountain View (California).
  • Su cuota de mercado como buscador es del 89% y es propietaria de Youtube, Gmail y aplicaciones como Google Images o Google maps.
  • En España, Google cerró 2020 con una facturación 148,1 millones de euro en 2020, un 20% más que el año anterior.
  • Cuenta con una plantilla de cerca de 360 trabajadores del total de unos 60.000 en todo el mundo.
  • A nivel global, la matriz, Alphabet, elevó su beneficio neto un 17% en 2020, hasta los 33.447 millones de euros.

*Fuencisla Clemares es country manager de Google España y Portugal.