Los 10 países que encabezan la lista de este año han recibido las mejores calificaciones en siete categorías generales: investigación, infraestructura, instituciones, sofisticación de mercado y de negocios, y un compromiso con el conocimiento y la creatividad.

Los países más innovadores del mundo consiguen progresar cada año y son eficientes en los negocios sin descuidar la vanguardia.