Cruz sucederá a Keith Williams, que se jubilará tras 18 años al mando del holding. Como CEO de IAG seguirá Willie Walsh, que ha agradecido al actual consejero delegado de la aerolínea sus servicios. “Keith no es solo el presidente ejecutivo de British Airways, sino que ha sido fundamental en la creación de IAG”, ha asegurado.

Mejora de las previsiones

Walsh ha puesto en valor “a todos los que forman parte de Vueling” por los logros del grupo y ha augurado que la compañía “continuará fortaleciéndose día a día”. No ha revelado todavía quién asumirá el mando de Vueling.

British Airlines es la aerolínea más rentable, con beneficios de 825 millones de euros durante el tercer trimestre de este año. En el mismo periodo, Iberia ha ganado 200 millones y Vueling ha obtenido ganancias por valor de 178 millones de euros. Coincidiendo con el nombramiento de Cruz, IAG ha anunciado que prevé lograr en el periodo 2016-2020 un ebitda anual en torno a los 5.600 años, por encima de lo esperado.