Si estás pensando en dejar Twitter, eliminar tu cuenta podría ser un movimiento muy peligroso que permitiría a los delincuentes, estafadores y trolls usar tu nombre para difundir desinformación o cometer fraudes.

Pocos esperaban que Elon Musk, la persona más rica del mundo, se viera esencialmente obligado a completar su compra sobrevaluada de Twitter. Pero las decisiones comerciales aparentemente disparatadas que Musk tomó a los pocos días de tomar el control han sacudido a Twitter nadie las esperaba. Algo que ha desencadenado con miles de empleados despedidos, departamentos completos destruidos y dudas sobre la capacidad de Twitter para moderar el contenido. Miembros común y corrientes y de alto perfil han renunciado en masa a la res social. Pero si estás pensando en unirte a ellos, hay algo importante que no debes hacer: eliminar tu cuenta de Twitter.

877.000 cuentas de Twitter desactivadas en solo seis días

En solo seis días desde el 27 de octubre, Statista informa que los usuarios desactivaron 877,000 cuentas de Twitter .

En solo seis días.

Mastodon, una red social que se ha beneficiado del caos de Twitter, ha visto aumentar sus números en más de un millón de usuarios durante el último mes. Es tentador si ya te cansaste de las travesuras de Elon: unirse al éxodo de desactivación y eliminación de cuentas. No obstante, muchos expertos advierten que esto podría ser un gran error.

¿Cuál es la diferencia entre desactivar y eliminar una cuenta de Twitter?

La sección de ‘ayuda’ (help) en Twitter explica la diferencia entre desactivar y eliminar una cuenta, ya que la primera es el primer paso del proceso que lleva, después de 30 días, a la segunda. Después de esa ventana de 30 días, también establece que «tu nombre de usuario ya no estará asociado con tu cuenta».

El peligro surge con la eliminación de la cuenta, ya que tu nombre de usuario de Twitter «se devuelve a la piscina», por así decirlo, y cualquiera que configure una nueva cuenta puede tomarlo. Dependiendo de la amenaza, esto podría conducir a la suplantación de identidad usando tu nombre para diferentes fines, razón por la cual ha habido una multitud de advertencias que abarcan todo: desde bufetes de abogados, expertos en privacidad y seguridad, hasta analistas políticos y usuarios preocupados, que optan por bloquear su cuenta de Twitter en lugar de eliminarla.

‘Twitter Blue’ enturbia las aguas de verificación: bloquear, no eliminar

Con la suscripción a ‘Twitter Blue’, que regresará pronto, un nombre de usuario reconocido y una marca de verificación azul de 8 dólares con el que las personas aún pueden asociar con una verificación de usuario significativa, los peligros se vuelven bastante obvios. 

Hay una combinación de marcas de verificación pagadas en las que la única verificación ha sido que alguien haya pagado la tarifa establecida; y otras marcas de verificación antiguas en las que el usuario ‘fue investigado’ para cumplir con criterios de notoriedad específicos antes de ser verificado.

Bien, esto es lo que debe hacer para bloquear tu cuenta y convertirla en privada, protegiendo tu nombre de usuario en lugar de desactivarlo y eliminarlo:

  • Dirígete a la configuración y soporte de tu cuenta de Twitter y busca la opción de ‘configuración y privacidad’.
  • Seleccione la opción de ‘privacidad y seguridad’, y luego ‘audiencia y etiquetado’.
  • Finalmente, presione el interruptor de protección y listo.

Ahora tus tweets están protegidos, lo que significa que solo los seguidores aprobados pueden verlos, y cualquiera que quiera seguirte tiene que solicitar acceso. 

Esto significa que te ofrecen dos opciones más; En primer lugar, puedes bloquear a todos los seguidores existentes y eliminar todos tus tweets y mensajes directos para así eliminar tu cuenta mientras proteges tu nombre de manera efectiva. O, en segundo lugar, puedes mantener una cuenta privada de Twitter en funcionamiento y elegir quién puede ser parte de tu red y mantener alejados a todos los demás. Este último puede parecer que te da el control, pero esos usos no son realmente de lo que se trata la interacción en las redes sociales. La elección es, al menos, tuya.