20minutos

La rutina de las personas exitosas para tener 7 días productivos

Normalmente desde que nos levantamos hasta que desayunamos no solemos hacer gran cosa. Y si podemos estirar el tiempo que pasamos en la cama sin hacer nada, muchísimo mejor. Pero muchas personas con gran éxito en diferentes ámbitos, según recoge Alto Nivel han aprendido la importancia de aprovechar ese tiempo para muchos “muerto”.

meneame
Compartir


Laura Vanderkam es escritora sobre temas relacionados con la administración del tiempo, y a través de su libro “Qué hace la gente exitosa antes del desayuno; una guía práctica para organizar tus mañanas y tu vida”, ha querido demostrar sobre la importancia de las actividades antes del desayuno para tener mañanas emprendedoras y ganadoras.

Por ejemplo: Warren Buffet, el inversionista más exitoso del S.XX, invierte su tiempo libre en los fines de semana tocando el ukelele; y George W. Bush practica pintura al óleo. Pero la clave no está sólo en aprovechar ese tiempo, también en tener un fin de semana reparador a la vez que se aprovecha para hacer todo lo que no se puede entresemana.

1. Levantarse pronto entresemana
Margaret Thatcher se levantaba a las 5:00 am, Frank Lloyd Wright, uno de los principales arquitectos del siglo XX, comenzaba sus mañanas a las 4:00 am., Indra Nooyi, CEO de PepsiCo, se levanta todos los días a las 4:30 am…

2. Hacer ejercicio
Schultz ha declarado que se levanta a las 4:30 am, hace ejercicio y pasea a sus perros. Otro es Jeffrey R. Immelt, CEO de Genera Electric, quien a las 5:30 ya está en el gym, y no olvidemos a Padmasree Warrior, CSO de Cisco que empieza su rutina a las 4:30 am haciendo ejercicio, viendo las noticias y adelantando los pendientes del correo electrónico.

3. Organizar tu día
La mayoría de los especialistas en administración del tiempo recomiendan revisar la agenda una noche antes: ver qué hay pendiente para el día siguiente, revisar el correo, las citas…

4. Desayunar de manera saludable
La recomendación es levantarte y tomar un vaso de agua tibia para reactivar tus órganos tras el descanso de ocho horas. Luego puedes ducharte, vestirte y desayunar.