20minutos

Cómo elegir (y cumplir) los propósitos de año nuevo

Si quieres empezar el 2018 con el pie correcto, planea tus propósitos y llévalos a cabo para sentirte mejor contigo mismo

meneame
Compartir
gimnasio, pesas

Mientras algunos creen que septiembre es el nuevo enero, enero sigue siendo el momento perfecto para marcarse una serie de metas a cumplir en ese año recién llegado. Por ello, nunca viene mal dedicar los últimos días del mes de diciembre para llegar a la conclusión de los logros que has realizado en 2017 y de todo lo que quieres conseguir en 2018.

Establece aquello que realmente quieres conseguir

Muchas veces, las personas se dejan llevar por la sociedad a la hora de establecer sus metas: la familia, las redes sociales, los medios en general, etc. Esto es un error por muchas razones, pero la principal es que nadie te conoce como tú, y nadie sabe lo que necesitas de verdad como lo haces tú. Puede ser que ahora mismo no tengas totalmente clara la meta que quieres realizar, pero por ello debes tomarte el tiempo necesario para escribir una gran lista y ver lo que realmente te apasiona.

Incluye grandes proyectos en los que te quieras embarcar

Crear una lista de metas que no van a cumplirse es una gran pérdida de tiempo, además de una gran decepción al final del día. Por ello, deberás incluir todos aquellos proyectos que te quiten el sueño por la noche, quizás quieras comenzar una aventura como emprendedor y nunca hayas encontrado el coraje necesario para llevarlo a cabo, o quieras volver a estudiar, dejar tu puesto actual para buscar otro mejor, explorar lugares desconocidos, irte de España, etc. Sea lo que sea, tu lista debe contar con esos sueños que de verdad quieras realizar, ya que el año va a estar repleto de obligaciones inamovibles, y te debes a ti mismo tener cosas que te motiven y te den las ganas necesarias para avanzar.

China, luces

Crea un plan para cumplir esos propósitos o metas

Es importante pensar en lo que necesitamos para que una meta se convierta en realidad. Por ejemplo, si tu propósito es conseguir un nuevo puesto de trabajo el año que viene, tienes que pensar en qué necesitas para que eso suceda. Es otra forma de decir que necesitas un mapa mental o planear los próximos pasos para alcanzar esa meta. Por ejemplo, si quieres hacer más deporte esto año, no todo tiene que ser salir de casa y ponerte, a lo mejor tienes que ir antes a comprarte unas zapatillas nuevas.

Crea un sistema para revisar y actualizar tus propósitos

Cuando el año comience su curso, necesitarás ajustar tus planes. Puede que aparezcan nuevos proyectos, o proyectos ya existentes que requieran más tiempo del que pensabas.