20minutos

10 minutos con los fundadores de Trufbox

La experiencia de disfrutar de una trufa. Jaime Olaizola y David Francés, fundadores de Trufbox, crearon este proyecto tienen cómo objetivo acercar el producto al público. Nos sentamos con ellos diez minutos para que nos cuenten el proyecto.

meneame
Compartir

Definid Trufbox en cinco palabras

La experiencia de una trufa fresca.

Planes de Trufbox a corto plazo

Recoger las mejores trufas de la temporada, aumentar las ventas vía web en España y mejorar las ventas en el mercado internacional que ha sido muy receptivo a nuestras trufas y nuestra forma de trabajar.

Planes de Trufbox a largo plazo

Queremos replicar el formato de venta online de www.trufbox.com en otros países centrándonos en algunas ciudades europeas. El año que viene realizaremos un importante esfuerzo de comercial para la venta a profesionales y restaurantes de varios países.

Armas frente a la competencia

Calidad, transparencia, agilidad y respaldo técnico. Nuestra web la hemos llamado el portal blanco de la trufa negra para demostrar que se puede contar todo sobre la trufa sin hacer ningún daño a este mercado, hasta ahora un tanto opaco.

Las claves del éxito de Trufbox

Hasta el momento no existía una tienda online donde poder comprar una sola trufa. Cualquier persona que pensaba en comprar trufa fresca se encontraba con precios por kilo que asustaban a cualquiera y la imposibilidad de comprar poca cantidad. Un kilo de trufa puede valer 1200 euros/kg, pero nadie compra 1 kilo, con 50 euros tienes trufa para una cena espectacular.

¿Cómo veis la situación empresarial española actual?

Al ser emprendedores el optimismo lo tenemos en el ADN, por lo que vemos la situación de forma positiva. Se observan muchas mejoras en el sector empresarial con respecto a los años anteriores, lo cual no era difícil, pero la economía se está activando poco a poco.

¿Preferís un proyecto emprendedor o empresa tradicional?

Nos encanta emprender, de hecho los dos tenemos otros proyectos empresariales en marcha y es nuestra motivación. Pero sí tenemos una debilidad, que es nuestra limitada experiencia empresarial, nuestra formación es de ingeniería, por lo que aprendemos mucho de empresas que se han mantenido en el tiempo durante muchos años y empresas que saben crecer.

¿Qué necesita un emprendedor además de ilusión y dinero?

Un equipo. Un grupo de personas motivado, ambicioso y con perfiles complementarios hace que todo funcione como un reloj. Si no lo tienes, tu potencial de crecimiento se limita enormemente por muy buena idea que tengas entre manos. En este momento estamos creando este equipo en Trufbox con el fin de ser uno de los principales distribuidores de trufa a nivel mundial.

¿Un momento especial en vuestra trayectoria empresarial?

Es posible que nuestro momento destacado sea el momento actual. Hemos creado empresas innovadoras que en este momento tienen ya una pequeña trayectoria y estamos en el apasionante momento de hacerlas crecer.

¿Cómo se consigue que una empresa perdure en el tiempo?

Es necesario estar seguro de lo que estás haciendo, si no está yendo bien hay que tomar decisiones rápido, cambiar lo que no funciona y pensar cómo podría ir mejor. Lo bueno de las empresas pequeñas es que son ágiles y permiten hacer cambios importantes en poco tiempo. Mantenerse en el tiempo requiere estar muy encima del negocio en todo momento.

Referente en el mundo de los negocios

Nos gustan mucho las empresas nuevas, ágiles y con visión innovadora como Asti en la robótica industrial o Ecovative, creando productos que no existían como los biomateriales hechos a partir de hongos usando materias primas básicas.

Referente histórico

Torres Quevedo, poca gente conoce los inventos de este español, pero pensó cosas alucinantes y fue un pionero en cosas tan habituales hoy en día como el mando a distancia.

Un hotel idóneo para cerrar un negocio

Nos gustaría mucho cerrar una distribución de trufas de Soria en Japón en el hotel Park Hyatt de Tokio ( hotel de la película Lost in Translation) en alguno de sus restaurantes de las plantas altas con sus impresionantes vistas.

Un restaurante

Como se puede imaginar todo el mundo nos encantan los restaurantes y especialmente lo que cuidan el producto y es muy difícil mencionar solo uno, pero nos gustan mucho los restaurantes que se esfuerzan para hacer cosas buenas y originales con recursos limitados como los restaurantes de 1 estrella Michelín como la Lobita en Soria o Etxanobe en Bilbao, o algunos que todavía no la tienen como Serrano en Astorga, La Fábrica en Burgos o alguno por su pureza de sabores y su sencillez como Astillero en Getaria.

Un país/ciudad emergente

Por diversas razones últimamente viajamos mucho a Dublín, la ciudad es divertida y aunque en el día a día la gente no presta mucha atención a la comida, al acabar el trabajo y los fines de semana el centro de la ciudad se llena de personas que disfrutan comiendo y bebiendo, donde se encuentran infinidad de restaurantes impresionantes. Hay un pequeño boom de la gastronomía de calidad que es maravilloso. Nos encanta la visión internacional natural de esta ciudad y de todo Irlanda.

Según vuestro criterio, ¿quién mueve el mundo?

Está claro que el dinero, pero el dinero va donde están las buenas ideas, así que el motor está en las personas con ilusión por hacer algo nuevo, original y que funcione. En nuestro caso, la ilusión por innovar es lo que nos levanta por la mañana.