Las lecciones empresariales de Jeff Bezos

Para muchas personas Jeff Bezos tiene una inteligencia y una valentía pocas veces vista en el resto de los mortales.

meneame
Compartir

Jeff Bezos empezó Amazon hace 23 años como una librería online. Hoy, Amazon ha crecido hasta convertirse en la empresa al por menor más grande del mundo; el hogar de un estudio de producción ganador de un Oscar y un Emmy; su servicio de suscripción, Amazon Prime, ha alcanzado los 80 millones de usuarios este año (en comparación con los 58 millones en 2016) y ha logrado que Jeff Bezos se convierta en la persona más rica del mundo en 2017.

Una de las claves del éxito de Bezos es el hecho de ver oportunidades donde otros no han sido capaces de verlas, así como lanzarse a ellas más rápido que los demás. Esto le convierte en un atrevido emprendedor. Pero además, Bezos ha demostrado que es totalmente capaz de superar desafíos inesperados.

En junio, Bezos adquirió Whole Foods, una cadena de alimentos orgánicos, por $13,4 miles de millones y rápidamente bajó los precios. Su administración del Washington Post, el cual compró en 2013, se ha convertido en la envidia del negocio de los medios; su beneficio por publicidad se dispara cada año, el tráfico ha aumentado hasta alcanzar los 90 millones de usuarios al mes. En resumen, Bezos no se dedica solo a comprar empresas, las utiliza para transformar las industrias. Estas son algunas de sus lecciones:

No te preocupes por el dinero

Jeff Bezos se preocupa más por las necesidades de los clientes que por su dinero. Cuando se comete un error en Amazon que puede suponer una pérdida monetaria, pero que se puede evitar mediante la cancelación de pedidos, Jeff ordena a sus empleados que no se preocupen por el dinero pero que no cancelen ni un solo pedido.

Olvídate del output y céntrate en el input

La forma de interactuar de Bezos en Wall Street es cuanto menos remarcable. No se preocupa por los beneficios, se centra en el input: cómo se pueden integran nuevas iniciativas con Amazon Prime. No es lo más normal del mundo que un CEO tenga este punto de vista, y es lo que hace a Bezos tan especial.

Tienes que ser un líder, no solo una persona que toma decisiones

Bezos no es un líder totalitario, ni mucho menos, si sus empleados cuestionan alguna de sus decisiones, en lugar de despedirles les explica pacientemente la razón por la cual ha tomado la decisión que ha tomado. Por cosas como esta, sus empleados le siguen y se sienten tan inspirados por él.