Vivino: la aplicación que te ayuda a elegir vino

"Tuvimos un problema que necesitaba ser resuelto: quiero beber un vino mejor, pero no sé si es el vino adecuado", dijo Zachariassen. A muchos nos pasa que vamos al supermercado y no sabemos qué vino elegir de entre todas las opciones.

meneame
Compartir

Siete años y 25 millones de descargas más tarde, la aplicación Vivino que Zachariassen creó es utilizada por una comunidad de bebedores ocasionales que han revisado y calificado cerca de 12 millones de botellas de vino.

Hasta la fecha, los usuarios de Vivino han escaneado casi 425 millones de etiquetas y dado 72 millones de calificaciones. Los usuarios toman una foto de una etiqueta de vino con su teléfono y la aplicación devolverá las calificaciones de los usuarios, el precio de venta promedio, las notas de degustación y los emparejamientos de alimentos recomendados. También funciona en las listas de vinos de restaurantes.

“Realmente queríamos centrarnos en el target de bebedor de vino normal”, dijo Zachariassen. “Sólo las personas que aman el vino, pero no necesariamente quieren convertirlo en un pasatiempo”.

La historia de Vivino

El empresario de 45 años creció en las diminutas Islas Feroe, que se encuentra en el Atlántico Norte entre Islandia y Noruega, en un momento en que el alcohol estaba prohibido. Trasladarse a Copenhague como cuando era ya un joven adulto le llevó a un choque con la cultura del vino muy grande.

“Estoy acostumbrado a ser inteligente, y cuando me sentía estúpido no me gustaba eso”, bromeó. Zachariassen lanzó Vivino en 2011, pero le tomó dos años para que su base de datos crezcieras lo suficiente como para crear un producto “significativo”. En 2016, la startup aseguró $ 25 millones en fondos liderados por el CEO de Moet Hennessy, Christophe Navarre.

Los amantes del vino tienen otras opciones de aplicaciónes, Delectable, por ejemplo, tiene más de un millón de usuarios que han contribuido con aproximadamente 5 millones de comentarios. Hay aplicaciones centradas en emparejamientos de alimentos (HelloVino) y comparaciones de precios completos (WineSearcher). Pero, a diferencia de estas aplicaciones, Zachariassen no sólo está ayudando a los usuarios a recoger una buena botella de vino, sino que también la vende.

La industria

“El vino es una industria de 300.000 millones de dólares y si nos fijamos en la parte online, el comercio electrónico, sigue siendo muy, muy pequeño”, dijo Zachariassen.

En 2016, un poco menos del 4% de las ventas de vinos estadounidenses (2.300 millones de dólares) fueron enviados directamente de los productores a los consumidores, según un informe de ShipCompliant y Wines Vines Analytics. El resto fue vendido en establecimientos “offline”, incluyendo tiendas de comestibles y restaurantes.

Zachariassen cree que el comercio minorista de vino puede ser interrumpido de la misma manera que Amazon (AMZN, Tech30) cambió la forma en que los consumidores compraban libros.