20minutos

Factores a analizar antes de trasladar tu negocio

¿Hay en otras ciudades mayores expectativas de éxito?, ¿Está preparada mi empresa para un traslado? Si estas preguntas rondan por tu cabeza, quizá sea el momento de estudiar esta posibilidad. Son varios los factores que debes analizar ante la disyuntiva de trasladar tu negocio a otra ciudad o permanecer en el mismo lugar. A continuación te contamos algunos de ellos.

meneame
Compartir

Antes de decidir si traslada o no su negocio a otra ciudad, te damos algunos factores a analizar antes de elegir la nueva ubicación.

Lo primero es realizar un estudio de mercado para conocer los clientes potenciales de tu negocio en la posible futura ubicación. De esta manera podemos estudiar la posible demanda de nuestros productos o servicios en una determinada área.

Es recomendable estudiar la tipología de impuestos y los gravámenes que se aplican en la zona donde queremos ubicar nuestro negocio. Para asesoramiento en esta materia puedes dirigirte a las Cámaras de Comercio y a las administraciones locales y autonómicas.

Siempre es mejor instalarse en lugares donde numerosas empresas ya están situadas y hay un clima empresarial en la zona que permite innovar.

Otra consideración muy importante es cómo va a nutrir de personal comprometido, motivado e innovador su equipo en la nueva ubicación. Es aconsejable situarnos cerca de universidades y centros de negocio, en definitiva, lugares que atraen el talento y permiten el acceso a nuevos empleados potenciales cada año.

Tu ubicación dentro de la ciudad afecta a tus empleados y clientes, ya que tendrán que desplazarse hasta allí en numerosas ocasiones. Lo ideal es un lugar bien comunicado con transporte público y aparcamientos disponibles para transporte privado para reducir los costes de los desplazamientos de empleados y clientes

Antes de tomar la decisión final, hay que tener en cuenta que el proceso es complejo y hay que enfrentarse a problemas y dificultades que surgen en el transcurso del traslado. Sin duda, si realizas una planificación meticulosa del proceso, las posibilidades de éxito aumentan.